ACERCA DEL PROGRESO DE LA HUMANIDAD



No hay victoria mas grande para una nación que la de conquistar a los enemigos apocalípticos que aun perturban a la humanidad: pobreza, enfermedad e ignorancia.
Es natural en el hombre luchar por una vida mejor, el desear educar a sus hijos aun cuando el como padre nunca fue educado, el desear brindarles refugio y vestimenta, aun cuando el no tuvo esas ventajas, luchar para mantenerlos salvos de las enfermedades que a el lo azotaron. Pero cuando todo esto se quiere alcanzar a expensas de otros, estos deseos deben ser frustrados y los medios empleados deben ser despreciados y refutados.
La pereza es la semilla del pecado, la pobreza y el descontento.
La justicia es el axioma fundamental para la supervivencia de la libertad y el gobierno.Desarrolla una ocupación sana en tu vida y no te limites ni seas egoísta en seguir unicamente tus propios deseos.
No caigas presa de la ociosidad, pues será como una maldición para ti y para las futuras generaciones. Debes mostrarte a ti mismo como un ejemplo de determinación y arduo trabajo. Planea tu tiempo y utiliza ambos, tu fuerza mental y física para ser alguien productivo.
Hasta cuando el ser humano logre ser independiente en su conocimiento y capacidad, la ayuda que brinde a otros será muy poca, pero este al ser independiente, podrá extender su ayuda a muchos otros.
El progreso nunca podrá reinar en medio de un ambiente contaminado por la pobreza y el hambre, por lo que debemos buscar la forma de alimentar al hambriento, proveer al necesitado e igualmente ilustrar al iletrado.
El fruto de nuestro esfuerza físico y mental es siempre reconfortante, no para nosotros, sino para las generaciones venideras.
Sintamonos orgullosos por ser hombres libres, por lo tanto, ataquemos cualquier acto de discriminación racial donde quiera que se de y de cualquier forma que ocurra.

4 comentarios:

despe dijo...

las siguientes frases que dicen que "ami que no me den que me pongan donde haya" y ese es una gran verdad hay que ensenar a trabajar solo asi podremos ser independientes y la independencia es un bocado soculento jeje. un beso despeinada. buenas noches.

Neurotransmisores dijo...

Creo que a la discriminación racial habría que llamarle discriminación salarial.

Saludos.

Sergi Ferré dijo...

¿Y no serán precisamente las ideas de progreso y productividad las que nos mantienen esclavos?

Montse dijo...

Cuánta razón tienes!!!

Al final, los seres humanos anónimos, cada uno como mejor puede y sabe, consiguen mucho más que todas las políticas contra el hambre y la insolidaridad del mundo.

Es un comentario muy acertado, muy claro e impresionante de leer.

Gracias por seguir manteniendo mi conciencia alerta, preciosa

Besitos guapa.

P.D. Acabo de darle dos caricias a tus gatos y en breve pondré a las dos mías